El tren nos llevó puesto en CASLA

Cuando empezó el partido uno vio intensidad y velocidad en el equipo de Diego Dabove, al igual que contra Arsenal en la primera fecha; la gran diferencia es que esta vez no duró treinta minutos, aguantó tan solo ocho y las únicas llegadas del Ciclón fueron de pelota parada, nada de juego. Que alguien por favor nos explique como Central Córdoba, un equipo con mucha menor jerarquía supo como complicar a San Lorenzo y hacer que Pittón cometa el error infantil e imperdonable que terminó en gol de Bay, defensor del ferroviario. A partir de ese momento, claro, los visitante se agrandaron y empezaron a apretar a los locales que no podían dar cinco pases seguidos, algo que caracteriza a los que supuestamente defienden con honor la camiseta azulgrana. El juego de San Lorenzo no fue pésimo solamente en defensa, también lo es en ataque, es increible cómo el equipo presiona, llega al área rival y automaticamente vuelve para la defensa, porque el mediocampo no ayuda y los delanteros tampoco se muestran para que les llegue la pelota.

RS – Ramiro Souto

El segundo tiempo fue muchísimo peor que el primero. Los jugadores no mostraron actitud y sangre para sacar adelante el partido. A los cuatro minutos, el “flamante refuerzo” Jalil Elías le regaló la pelota a Milton Giménez, (delantero que quiso San Lorenzo, pero trajo a Troyansky) que vio a Monetti mal parado y nos clavó el segundo. Tres minutos después, Gattoni se la quisó a pasar a Monetti y la pelota quedó muy corta, faltó la sopa; así llegó el tercero y la calentura por la falta de actitud y sangre incrementó en las venas de los hinchas, de los que realmente queremos ver a San Lorenzo jugando A ALGO. Después entró Óscar Romero, el único que busca el arco rival y en pocos minutos tuvo más tiros al arco que (incomprensibles) titulares. Pero sobre el final, cuando éramos mejor, un error de Braghieri (otra vez los centrales) tras un corner, dejó a Salomón para que haga el cuarto y le ponga fin a este papelón.

En una semana jugamos contra Huracán en el Bidegain y los hinchas estamos cansados de ver como cualquier equipo pisotea a San Lorenzo y que haya gente que para morir en la suya por encima del Club Atlético San Lorenzo de Almagro, que es lo más grande e importante que existe en nuestras vidas.

El equipo de Dabove fue una vez más un desastre, una vergüenza para cualquier amante del fútbol. Este equipo te saca años de vida, te dan ganas de arrancarte los ojos. En fin, una semana más arruinada por culpa de este plantel, que no entiende que está jugando en uno de los equipos más grandes de la Argentina.

 

Otras noticias

DestacadaFutsalFutsal Primera
DestacadaFútbolFútbol Primera

Comments (2)

  1. El problema no son los nombres, el problema es que no hay idea de juego. Cualquiera de los jugadores de san lorenzo por menos capacidades que tengan pueden mejorar con un técnico que los guíe. 14 corners a favor y ni un tiro al arco. En 1 corner a central gol en contra. Que no vengan con los fantasmas de gattoni, ramirez, romero, ningun va a salvar al equipo sin idea de juego. Se tiene que buscar un equipo que toque rapido, hacia adelante si tanto traslado, y que los que estan sin pelotas jueguen al desmarque!!!!!! Incomprensible que se trabaja entre semana

  2. Los comentarios no funcionan

Dejá un comentario