No hubo suerte

San Lorenzo perdió 99-94 ante Boca en tiempo suplementario. La serie se puso 2-1. Mañana será el cuarto juego a las 21hs en La Bombonerita.

Los dirigidos por Gonzalo García sabían que Boca de local se hace fuerte. La lesión de Donald Sims en el primer partido y las lesiones de Marcos Mata y del Penka Aguirre durante el partido de ayer, fueron de gran ayuda para que el Xeneize se lleve el triunfo.

La primera mitad de juego arrancó con un San Lorenzo imparable, llegó a sacar 9 puntos de ventaja (21-12). Dar Tucker estuvo infalible desde la línea de triples y convirtió 12 puntos en el primer cuarto. En el local, Eric Flor estuvo muy fino y complicó al Ciclón. Gonzalo García mandó a la cancha a dos jugadores bien altos: Joel Anthony y Ramón Clemente que fueron de gran ayuda en el ataque, pero sobre todo en defensa.

Fotos: Marcelo Figueras / La Liga

En la segunda mitad, San Lorenzo pudo seguir manteniendo una distancia favorable en el marcador, pero hubo un imprevisto: Marcos Mata y el Penka Aguirre se tuvieron que retirar de la cancha por una lesión. A pesar de que el Ciclón empezó a sentir el cansancio del exigente partido, logró entrar al último cuarto ganando por 11 puntos (70-59).

Fotos: Marcelo Figueras / La Liga

Al tricampeón se le seguía complicando el partido. Boca logró dar vuelta el resultado gracias a una gran actuación de Boccia y de Flor. Faltando un poco más de 30 segundos para que termine el encuentro, Dar Tucker clavó un triple y adelantó al equipo por 2 puntos, 82-80. Faltando menos de tres decimas para que termine el juego, Adrian Boccia empató el marcador en 84.

Fotos: Marcelo Figueras / La Liga

Llegó el suplementario, Boca estaba mejor que San Lorenzo y continuó con su envión anímico. El Ciclón estuvo muy errático desde la línea de tiros libres y eso lo terminó sufriendo. El equipo de Boedo perdió ante boca 99-94 y mañana jugará el cuarto partido de la serie a las 21hs en La Bombonerita.

Otras noticias

DestacadaFederadosVoley
Ganó en casa
DestacadaFútbolFútbol Inferiores
Rival difícil

Dejá un comentario